Fue víctima de la partera Mañas en los 60' y desde Italia desea encontrar a su madre biológica de Berisso

Sociedad 20/07/2021 . Hora: 18:04
Fue víctima de la partera Mañas en los 60' y desde Italia desea encontrar a su madre biológica de Berisso

Hubo una época oscura en la Argentina en la cual era moneda corriente que obstetras y parteras, por decisión familiar, entregaban recien nacidos sin el consentimiento de la madre que acababa de parirlo. Si bien este tipo de manejos se hicieron muy conocidos tras la última dictadura militar en el país, y a la incansable lucha de madres y abuelas de Plaza de Mayo por encontrarlos, cientos de personas nacidas con anterioridad al golpe de 1976 se encuentran en la búsqueda de la verdad sobre su familia biológica.

Este es el caso de Jorge Pablo Turricciano, nacido el 01/11/1967 en la ciudad de Berisso. Creció durante años en la casa de un matrimonio con padre Italiano y madre Argentina, y con una hermana que resultó ser su prima. Pascuale, su padre, era un ingeniero que por medio de una amistad con el Doc. Veliz y su esposa, la obstetra Maria Mañas obtuvo la tenencia tanto de Pablo como de Sandra, su prima.

Los profesionales en ese entonces eran dueños de varias clínicas en ciudades como Lanús y Berisso. Mañas hacía las veces de partera y era quién se encargaba de quitarle del vientre los hijos a la madre para luego entregarlos a artistas de reparto quienes se encargarían de repartirlos a nuevas familias que buscaban adoptar. El nombre de María Mañas se repetía cada vez que alguien comenzaba a averiguar datos sobre su nacimiento y familia biológica, por lo que muchos la señalan como una gran cómplice de estos actos en aquellas décadas de penumbras.

Cuando Turiciano supo la verdad sobre su identidad, pudo conocer la historia de que tanto su mamá como la de Sandra, a quién amó siempre como una hermana y nació dos años antes que él, eran hermanas que dieron a luz en la clínica de Veliz de Berisso y fueron entregados por orden de la familia de las madres, ya que eran jóvenes y resultaba "una verguenza" para la sociedad.

Pero para su desgracia, el padre de Jorge nunca tuvo intenciones de colaborar en su búsqueda y brindar más detalles de aquel día en que ambos nacieron, y es por ésto que pide ayuda al pueblo berissense y de la región para poder encontrar a su madre y tía biológica, si es que aún están. 

Turiciano vive desde hace muchos años en Italia y no habla español, por lo que amigos y allegados a él lo apoyaron, traducieron y publicaron su pedido de búsqueda para cumplirle el sueño de conocer a su verdadera familia.

BNA ALARGADO
Dejar un Comentario