Es platense, se quedó 15 días cuidando el perro de un señor en España y al conocer a su abuela cambió su rumbo en la vida

Sociedad 24/11/2022 . Hora: 12:27
Es platense, se quedó 15 días cuidando el perro de un señor en España y al conocer a su abuela cambió su rumbo en la vida

Jacqueline Montes de Oca, de 29 años es oriunda de La Plata y trabajó 5 años en el Mc Donald´s de 8 y 50. En diciembre del 2021, decidió  emprender rumbo a Europa y hoy es la protagonista de una película con la que siempre soñó: recorrer y descubrir en primera persona, las maravillas de paisajes que se encuentran alrededor del mundo.

YPF 300x250

“La oportunidad de viajar se dio porque hace rato venía con ese proyecto, por eso fui guardando plata de a poquito. Cuando más o menos tuve para pagarme un pasaje, empecé buscando mucho en páginas de voluntariados. Primero tuve la idea de ir a Perú, Ecuador, toda esa zona. Un día buscando entre esas páginas, encontré la foto de una playa que me encantó, averigüé donde quedaba, me di cuenta que estaba en México, y ahí fue cuando decidí empezar el viaje”, comenzó relatando Jacki en cuanto al inicio del proyecto de viaje.

“Estuve seis meses en México primero, después estuve en Europa. Ahí recorrí Portugal, España, Italia, Rumania y cuando se terminó el tiempo de visado de turista me volví para México en donde estoy hace dos meses otra vez, pero recorriendo otras zonas”.

En cuanto a la consulta de cuál fue su impulso o motivación para animarse a emprender vuelo contó: “Siempre había querido viajar, era algo que tenía pendiente. A parte sumado a la situación del país, y todo lo que sabemos, yo creo que en mi caso la pandemia me ayudó mucho. Esos meses estando ahí encerrada, en donde paré un poco la pelota y me replanteé cosas, como por ejemplo, qué estoy haciendo por mí, qué tengo ganas de hacer. Un poco de terapia también hubo, porque mi psicóloga me ayudó mucho para tomar la decisión”.

En general ante la posibilidad y las ganas de animarse a viajar por el mundo no siempre se suele encontrar a alguien que te acompañe por eso se termina haciendo solo, al respecto expresó: “En un principio viaje sola, en los tramos muchas veces me voy quedando de a ratitos sola. En realidad siempre vas conociendo gente que está en la misma que vos. Por ejemplo cuando viaje a Europa me fui con un montón de chicas, que nos terminamos conociendo porque estábamos viajando todas a México solas, y una vez viajando a Europa cada una fue encontrando su lugar, o trabajos y ahí nos fuimos otra vez dividiendo y la onda es así. De a ratos estas sola, de a ratos te encontras con gente que ya conociste en un viaje o conoces gente nueva, va variando”.

A punto de cumplirse un año desde la partida de Jackeline de la Argentina, muchas fueron sus vivencias y situaciones anecdóticas, pero la primera que les tocó vivir cuando recién estaban llegando a otro país fue clave: “Situaciones estando de viaje te pasan un montón. Cosas locas pero por suerte y hasta ahora todas cosas lindas. Se me viene a la mente contarte cuando estuvimos en Italia, llegamos primero al sur y allá funciona una aplicación, en donde la gente particular que va hacer un viaje lo publica para compartir gasto de nafta y demás, y listo te sumas al viaje. En ese momento habíamos encontrado un señor que justo iba desde el lugar donde nosotras estábamos a Roma. Le escribimos, nos pasa a buscar por el aeropuerto y en la primera charla nos pregunta si habíamos dormido, le dijimos que no y nos dice ´si no están apuradas acompáñenme a mi casa, si quieren se acuestan un rato, y si no compartimos un rato ahí con mi familia´, cuestión que aceptamos”, contó.

Y continuó: “Llegamos a la casa y nos atiende una abuelita divina de 90 años, que nos dio unas enseñanzas de vida que te las guardas para siempre. Después de eso metimos ruta toda la noche y cuando llegamos a Roma, el hombre nos pregunta que a donde nos íbamos a quedar, y hasta el momento no teníamos lugar, reserva, nada. Entonces nos ofrece que nos quedemos en su casa, que él en dos o tres días tenía que volver a ir al sur de Italia, que nos dejaba a su perra, nos pidió que la cuidáramos a ella y a su casa y que nos instalemos ahí. Así que el fin de la historia es que, nosotros al no tener ni idea para dónde ir, terminamos quedándonos en Roma por 15 días, en la casa del señor, cuidando a la perrita que era una divina. Fue un vínculo que nos quedó porque hasta ahora tratamos de mantenernos en comunicación”.

Si bien muchos argentinos parten al exterior con la idea de poder conseguir un trabajo mejor, después está la suerte de encontrarlo, pero Jacki manifestó que no fue tan difícil esa parte: “Siempre me mantuve trabajando, en México trabaje mucho la primera vez que estuve, en Europa conseguí un trabajito en Portugal un tiempo, porque justo era temporada y se necesitaba mucho. Oferta de laburos hay por todos lados, ahora estoy trabajando en un restaurante donde el dueño es argentino. Se dedica hacer parrilladas, empanadas, así que ahora estoy como en casa. Está muy bueno”.

“Tanto mi familia como mis amigos, sabían que en algún momento yo me iba a terminar de decidir por viajar, pero ni ellos ni yo creímos que iba a ser por tanto tiempo. Es más, cuando me fui no quise ni despedirme mucho porque yo creía que lo más probable era que en un mes volviera, o trabajar la temporada de verano y volver como mucho a los tres meses. Nunca pensé que iba a llegar a un año. Si bien los extraño sé que hay que aprovechar que uno viene con el envión del viaje así que todavía no voy a volver”, enunció en relación al pensamiento de sus allegados con respecto a su decisión de salir a disfrutar del mundo.

Varios fueron increíblemente, los países que pudo visitar, pero no termina ahí: “Me gustaría conocer un montón de lugares, todo el mundo si pudiera. Me quedé con muchas ganas de ir al Sudeste Asiático, todo lo que es Indonesia, Tailandia, porque dicen que es muy barato una vez que estás ahí. Pero bueno, son un poco caros los pasajes, así que estoy viendo. Ojalá que se me dé. Lo que sí antes de volver a casa, me gustaría bajar como de a poquito por Latinoamérica hasta llegar hasta Argentina”.

MUNCIPALIDAD DE LA PLATA
 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Jacque Line (@jacque.dlso)

“Aunque estoy extrañando todavía no tengo pensado volver. Ahora justo empieza la temporada, así que por lo menos estos meses los voy aprovechar para trabajar a full. Voy viendo el día a día, a veces tengo los arranques en los que digo basta, quiero estar en casa, y después me pasa que me levanto al otro día y digo de recorrer un poquito más porque se que para volver a casa siempre hay tiempo”.

Por último hizo hincapié en motivar aquellos que todavía sienten un poco de temor a la hora de armar las valijas y subirse a un avión con destino incierto: “Hay que animarse, porque de repente, los días se pasan volando, los meses, los años, adentro de un trabajo que por ahí no disfrutas o en una rutina que no te llena. Sé que a veces es difícil hacerse la idea de que se puede hacer otra cosa. Muchas veces creía que no tengo una familia que me pueda apoyar económicamente, ni se hablar inglés, ni se manejar y al final uno va encontrando en el camino la forma de sustentarse, de tener herramientas, la gente, todo después se va dando. Es cuestión de dar ese primera envión para hacer lo que uno disfruta, en mi caso es viajar pero a todos nos gustan cosas diferentes. Lo importante es hacer lo que a uno le hace bien”.

EDELAP
Dejar un Comentario