Una mujer platense 'vende amor' hecho por sus manos y asegura que ama ser parte de los hogares

Sociedad 29/11/2022 . Hora: 19:37
Una mujer platense 'vende amor' hecho por sus manos y asegura que ama ser parte de los hogares
Lorenzo Baez
Por Lorenzo Baez
Periodista.

“Piezas únicas, hechas a mano y con el corazón”, así se presenta una vecina de la ciudad de La Plata que pasa su tiempo libre entre la naturaleza y la cerámica. 

CAMPAÑA VIH

Luciana Pascua es platense. Trabaja y vive en esta ciudad desde hace un tiempo. Se cansó de su trabajo diario y decidió salir a buscar algo que "la sacará del estrés"

En su día a día se desempeña como Trabajadora Social pero, en los últimos años, decidió buscar algo que la sacara de esa rutina, ya que “trabajaba mucho y necesitaba algo que sea fuera de mi profesión”

MUNCIPALIDAD DE LA PLATA

Entre charla y charla con una compañera de trabajo le comentó su deseo y fue ahí cuando le recomendaron a una persona que dictaba cursos de cerámica, “decidí probar y desde ahí fue todo crecimiento y aprendizaje constante” le confesó Luciana a LAPLATA1.com

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de @ceramic.arte

Luego de cursos y prácticas, que habían comenzado como un hobbie, vio una posible salida laboral. Y así fue, hoy en día “vende amor” a los platenses.

EDELAP

Pero… ¿Cómo es llevar su empleo como Trabajadora Social y crear artesanías con cerámica?

“Se complementan muy bien, es una profesión que tienen que ver con lo social, con el poder intervenir en situaciones familiares y personales complejas conllevan situaciones de estrés o generan mucha ansiedad”, expresaba la artista. 

En ese sentido aseguró que “la cerámica me permite poder bajar un cambio, repensarme y repensar el contacto con lo más sencillo de la naturaleza: el barro”. 

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de @ceramic.arte

Otra cosa positiva que supo sacarle a esta nueva profesión es aprender a practicar la paciencia y la empatía: “Todo tiene su tiempo, y el no respetarlos hace que las piezas se rompan o salgan mal”. 

“El poder conectar con el proceso, en estos tiempos de inmediatez, de tener todo al alcance de la mano en segundos. Aprendí mucho con la práctica respetar los tiempos, de la arcilla y también los propios”, esto dijo Luciana a la hora de ser consultada por las cosas positiva que saca de este 'pasatiempo'

“Poder imaginar que todo lo que fui creando puede habitar un hogar, pueda ser parte de otra familia y tenga el uso que cada uno quiera”, es otra cosa que valora la platense. 

Con respecto a la frase que aparece en el inicio de esta nota, explicó: “Las piezas las realizo desde el inicio, son hechas y pintadas a mano, por lo que cada una es diferente a la otra, aun teniendo el mismo dibujo o el mismo esmaltado. Pienso cada detalle y las imagino como me gustarían para mi casa o para regalarle a una persona que quiero mucho”. 

Por último y no por eso menos importante, es lo que le pasa a ella cuando entrega un trabajo terminado: “Amo ver como mis piezas habitan hogares, le dan calidez y cómo disfrutan utilizándolas. Sigo aprendiendo con cada aporte y cada día me propongo crecer y aprender un poco más. Siempre agradecida por el crecimiento que viene teniendo este emprendimiento”. 

Dejar un Comentario