Una pareja es la sensación de un barrio en La Plata por algo que crearon en su patio: "Podemos ayudar a otros"

Sociedad 24/01/2023 . Hora: 19:56
Una pareja es la sensación de un barrio en La Plata por algo que crearon en su patio: ”Podemos ayudar a otros”

Joel y Josefina son dos jóvenes de La Plata que llevaron adelante una idea que tuvieron desde hace meses, y al materializarla el resultado fue sumamente positivo.

PRESIDENCIA DE NACIÓN - MINISTERIO DE ECONOMIA - PRECIOS JUSTOS

La chica de 20 años estudia medicina y él, de 21, el profesorado de educación física. Hace un poco más de un año que están en pareja, “de los cuales hace 6 meses venimos proyectando y trabajando” en lo que para ellos sería algo propio. 

“Los dos tenemos mucha energía y siempre estamos viendo qué podemos hacer con lo que tenemos al alcance, a veces hacemos un poco de malabares con los tiempos pero siempre encontramos la vuelta”, contaron en diálogo con LAPLATA1.com

MUNCIPALIDAD DE LA PLATA

En base a eso, Joel habló sobre lo que hacen: “Con Jose nos propusimos empezar una huerta en casa el año pasado, más que nada para nosotros, ya habíamos hecho esto en nuestras casas y teníamos ganas de hacerlo juntos”. 

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Mandrágora - Huerta en casa ???? (@huertaconamor_)

Si bien se califican como “novatos”, indicaron que ya estaban asesorados debido a que “los abuelos paternos de Jose vivían de trabajar la tierra y se dedicaban a vender cajones a verdulerías, también por un tiempo también trabajo su papá, así que él fue dándonos algunos consejos, específicamente de plantas que ellos habían trabajado, como los tomates, el zapallo anco, la sandía, las lechugas y la acelga”.

EDELAP

De esta manera, arrancaron a sembrar tomates y zapallos, y “de apoco empezamos a sumar otras cosas”. Además resaltaron que fueron “consultando en Viveros de la zona, porque cuando vos compras la semilla, -si bien viene con indicaciones y consejos-, pero después la planta crece y necesita cuidados específicos según la especie y muchas veces hay varias formas de hacerlo”.

Así es que entre una cosa y otra, empezaron a producir en cantidad y “en el barrio se empezó a correr la voz de la huerta”, aseguraron y agregaron: “Los vecinos a veces cuando nos cruzaban nos decían ‘Cuando tengan tomates avísame que te compro, son más ricos cuando se hacen en casa’”. 

Y con un poco de modestia, sostuvieron: “La verdad que sí, no es porque los cuidemos nosotros, pero el tomate en sí tiene otro gusto”. Por lo tanto sin desmerecer a los de los negocios, afirmaron que “hay una diferencia cuando uno lo trabaja, lo cuida y le dedica tiempo y riego (en menores cantidades obvio) a hacerlo en cantidades enormes para poder abastecer a los negocios, y encima todo el año”.

De esta forma, su huerta que no es “de cuatro estaciones”, tiene frutos que “tranquilamente se pueden producir en los almácigos que vemos cuando salimos a la ruta y muchas veces aceleran el proceso de crecimiento para la venta”.

Su idea de tener su propio alimento fue tan demandada que “al ver que de nuestro trabajo podíamos ayudar a otros a armar sus huertas vendiendo plantines o simplemente compartiendo consejos, decidimos crear Mandrágora y ver qué sucede”.

En ese sentido, algo que no tenía objetivo de ser un emprendimiento, terminó siéndolo, se crearon una página en instagram y ahí comparten consejos y muestran lo que van cosechando. 

El nombre “mandrágora” salió de la íconica saga “Harry Potter” y cuentan que si bien “no tuvimos tanta repercusión en las redes, en el barrio sí porque la gente nos conoce más y saben dónde estamos”.

Así es que algo que nació por gusto entre esta joven pareja, está dando frutos en todo sentido, y hoy, en San Carlos, es una referencia. 

Dejar un Comentario