Matías Alé ganó un Martín Fierro Federal y le pidió casamiento a su novia de 22 años

En el discurso de agradecimiento tras ganar la estatuilla, el actor le hizo a la propuesta a Martina Vignolo. En vez de anillo, le ofreció una pequeña alpargata. El video completo
Pasó en la TV 09/06/2024 . Hora: 13:17
Matías Alé ganó un Martín Fierro Federal y le pidió casamiento a su novia de 22 años

El último sábado, Matías Alé le pidió casamiento a su novia, Martina Vignolo, en plena ceremonia de los Premios Martín Fierro Federal. Alé resultó vencedor en el rubro Mejor Labor Animación Masculina por el programa Showbeach que condujo en la televisión de Villa Carlos Paz.

Entre agradecimientos y emoción, y desde el escenario, Matías le hizo la propuesta a Martina. El actor habló de los malos momentos que atravesó en su vida, mientras las cámaras filmaban a su novia, con lágrimas por el triunfo.

REINO DE LOS CHOCOLATES

“Es un sueño cumplido. Hace 25 años que te sueño Martín Fierro, hace 27 años se me fue mi papá, hoy lo tengo en este reloj, color azul y oro”, confió el flamante ganador de la estatuilla.

y siguió: “Gracias mamá, te amo. Voy a decir dos cosas y son las últimas. Una, yo me caí y me levanté. En mi mejor momento no me gané ningún premio. No soy ejemplo de nada, pero para toda la gente que está mirando en su casa, sepan que para mí esto era un sueño”.

PROVINCIA

En medio de todo esto fue que Alé le hizo la propuesta a la joven de 22 años que es profesora de educación física.

“Está Martina ahí. Creo que esto no lo hizo nunca nadie en un Martín Fierro y yo lo voy a hacer. Yo dije que si ganaba te iba a preguntar si te querías casar conmigo”, afirmó Matías. Entonces, Guillermo Andino y Pamela David, quienes conducían la gala, le pidieron a la novia que subiera al escenario.

TEST VIAJES

Alé sacó una pequeña alpargata que, explicó, pertenecía a su hermano Elías. “Sin él yo no estaría acá –añadió–. Es la patita izquierda. Mi hermano es la pata derecha. Él la tiene en su casa”.

Luego, el actor pidió a las personas presentes: “¿Me ayudan a que me digan que sí? No sé cuándo pero, ¿te gustaría casarte conmigo?”. Y la respuesta de Martina fue la esperada: “Sí, obvio”.

Dejar un Comentario